Cueva Fun Fun: una excursión a las profundidades en Punta Cana

cueva

 

Pocas cosas hay que aún no se hayan comentado acerca de República Dominicana y de las posibilidades que entrega para disfrutar de unas vacaciones en un resort todo incluido. Cada uno de los artículos, reportajes o guías de viaje que se han escrito sobre el Caribe mencionan casi por obligación a este país. Y, la verdad, sobran motivos para hacerlo. El nombre de sólo uno de los destinos turísticos que hay en su territorio sobra para graficar el fuerte atractivo de esta isla: Punta Cana.

Es justamente en este lugar ubicado al este de República Dominicana, donde puede visitarse uno de los tesoros naturales más valiosos que hay en la región y que se ha transformado en una de sus señas de identidad: la Cueva Fun Fun, en la provincia de Hato Mayor del Rey.

Viaje al centro de la tierra

Como es de suponer, su origen ha sido situado hace siglos, más específicamente en el período Mioceno de la era Cenozoica, es decir, hace más de 20 millones de años. Se halla en el interior de un cerro kárstico o calizo, y en su proceso de formación fue determinante la acción erosiva del río Almirante, que recorre unos 7 kilómetros de manera longitudinal.

Para llegar hasta la Cueva Fun Fun, primero hay que hacer un trayecto en caballo y después otro a pie cruzando el follaje de un impresionante bosque húmedo. Una vez en su entrada, se debe realizar unos 20 metros de descenso en soga hasta llegar al punto de contacto. Lo que resta después es comenzar a disfrutar del espectáculo visual que se abre ante los ojos de quienes la visitan.

No hay que ser experto en espeleología para notar que lo que se observa en su interior es un espectáculo único de la naturaleza: formaciones de estalactitas, de estalagmitas, arte rupestre, columnas simétricas formadas durante siglos para terminar uniendo secciones de distintos tipos de piedras, carbonato cristalizado que desprende una luz fosforescente y toda una impresionante variedad de minerales que parecen dibujar extrañas y sinuosas figuras.

Los petroglifos y las pictografías son otros de los atractivos de la Cueva Fun Fun. Su presencia en lugares profundos se explica porque los indígenas pensaban que los dioses y los espíritus de los muertos vivían ahí, entre las cavernas, y con esos dibujos podían comunicarse con ellos.

 

 

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)
You can leave a response, or trackback from your own site.

Leave a Reply